Recomendaciones para una escuela sin armas

armas_escuela

La presencia de armas en las escuelas ha incrementado los tiroteos dentro de estos centros educativos. En Estados Unidos, se han convertido en un problema social, de acuerdo con un análisis de la cadena de noticias CNN, ocurre uno por semana. Lamentablemente, este fenómeno ha comenzado a replicarse en México.

El pasado mes de enero, nos vimos sorprendidos con la noticia de que un alumno de 12 años, en Torreón, ingresó a la primaria con dos armas que utilizó para disparar en contra de maestros y compañeros, quitándole la vida a su profesora y posteriormente suicidándose. Este suceso no es el único que ha ocurrido en nuestro país, se cuentan algunos otros en el Estado de México, Monterrey y Ciudad de México.

Frente a esto, no queda duda que la prevención es la parte más importante en seguridad, por lo que las instituciones educativas deben implementar planes integrales de seguridad para garantizar espacios libres de armas. Estas son algunas medidas de seguridad que puedes implementar para estar mejor preparados ante las amenazas y minimizar los riesgos.

Detección oportuna de armas en la escuela

Si bien la SEP está planteando un nuevo esquema del programa Mochila Segura, en el cual sean los padres quienes revisen las mochilas de los menores, te recomendamos que mientras estas nuevas reglas se definen, establezcas algunos mecanismos de control.

De inicio, se sugiere que la escuela busque mecanismos para concientizar a los padres de familia de la importancia de realizar una revisión periódica a la mochila de sus hijos antes de salir de casa, verificando que lleven lo necesario, como útiles, tareas, alimentos nutritivos y evitando que lleven sustancias peligrosas, medicamentos no recetados o materiales innecesarios como armas de fuego reales o de juguete, objetos punzocortantes, los cuales pueden ser distractores para el aprendizaje.

Capacitación a maestros

Es primordial capacitar al personal docente en defensa personal y manejo de crisis. Gracias a este tipo de acciones, una maestra de educación física, en Illinois, pudo actuar oportunamente cuando uno de sus alumnos le apuntaba a sus compañeros. Aunque dos estudiantes sufrieron heridas, se evitó un tiroteo masivo.

Mayor comunicación y conciencia

Después de una revisión exhaustiva de incidentes escolares, el FBI ha sugerido prestar especial atención al comportamiento violento en los alumnos. Identificando a los estudiantes que muestran señales de advertencia, un miembro del personal bien capacitado puede ayudar a prevenir un incidente devastador.

Se ha visto que existe una relación entre casos de bullying y portación de armas, ya sea de parte del agresor o de la víctima, por ello, es indispensable capacitar al personal docente respecto a la identificación de las diversas manifestaciones de violencia en la vida de los niños y adolescentes, con la finalidad de poder canalizarlos para que se brinde atención psicosocial.

Presencia policial y de seguridad

Es importante que las escuelas, en todos los grados académicos, tengan empleados de seguridad, capacitados para hacer frente a este tipo de eventos.

Cámaras de seguridad visibles

Además de la presencia de personal de policía, las cámaras de vigilancia altamente visibles pueden actuar como elemento disuasorio, así como ayudar a detectar y rastrear intrusos durante un incidente.

Nuestra cobertura de Actos Violentos, te permite afrontar lamentables episodios de violencia en tu colegio. Apoyo en manejo de crisis y cobertura de gastos médicos son algunas de las protecciones que te ofrecemos. Llámanos para saber más:  55-5480-4000

Fuentes: SEGOB, cnnespanol.cnn.com / guardianbooth.com / culturacolectiva.com /

error: Contenido Protegido
//]]>